Gabinete de prensa

Declaración de Madrid sobre el empoderamiento de la mujer en el turismo

114 Comité Ejecutivo de la OMT

Turismo | 30/11/2021

El Comité aprueba la declaración propuesta por España sobre “El empoderamiento de la mujer en el turismo”

Nosotras y nosotros, las ministras y los ministros responsables de la cartera de turismo reunidos en la ciudad de Madrid en el ámbito de la XXIV Asamblea General de la Organización Mundial de Turismo.

Ponemos de manifiesto que el sector turístico como sector clave sinónimo de generación de prosperidad en las sociedades contemporáneas, se ha erigido históricamente como uno de los ámbitos más dinámicos en términos de empleabilidad, con un amplísimo potencial transformador de la sociedad en su orientación hacia un turismo sostenible y de calidad.

Constatamos que la progresiva incorporación de la mujer al mercado laboral durante las últimas décadas ha contribuido significativamente a impulsar el sector de forma que, en la actualidad, las mujeres suponen, el 54% de las personas empleadas en el turismo, por encima del 39% en la economía en general.

Reafirmamos que el papel femenino impregna todas las capas del sector y redunda en su valor añadido, no sólo por desempeñar puestos en la totalidad de los oficios y subsectores del turismo, sino también por su significativa presencia en las facultades y escuelas de hostelería y turismo.

Reconocemos las diferencias en las condiciones laborales que se reproducen también en el sector pese a los esfuerzos por equiparar las condiciones de hombres y mujeres. Con algunos datos positivos, como la menor brecha salarial existente en el sector frente al conjunto de sectores económicos, los problemas globales que afectan a las mujeres se hacen visibles también en las labores relacionadas con el turismo.

Constatamos que los roles y estereotipos de género tradicionales siguen influyendo en la división de tareas en el sector, siendo la feminización de los puestos de trabajo precarios una realidad con la que conviven camareras de piso, limpiadoras o cocineras, entre otras.

Consideramos que la existencia de un “techo de cristal” dificulta la llegada de las mujeres a los puestos de liderazgo, contribuye a la brecha salarial y a la brecha en materia de pensiones y sigue estando ligada a la doble jornada –laboral y familiar-, fruto del desigual reparto de las tareas domésticas, así como a factores sociales como los prejuicios sobre la capacidad de dirección de las mujeres frente a los hombres.

Recordamos que la pandemia ha sido especialmente dura para las mujeres y un reflejo del impacto desproporcionado que las crisis tienen sobre los trabajadores y trabajadoras del sector, evidenciando las profundas desigualdades estructurales que existen entre hombres y mujeres, intensificando la invisibilización de las “tareas no remuneradas” e incluso amenazando la conquista de los derechos de las mujeres, especialmente cuando el origen racial o étnico, la condición de migrante, la discapacidad, la edad u otros factores sociales y personales interseccionan con el género, incrementando la vulnerabilidad de las mujeres.

A la luz de lo anteriormente expuesto y con la vista en la recuperación del sector turístico,

Afirmamos y celebramos que es importante reforzar el “Plan de Acción de la OMT” , confeccionado sobre la base del “Informe mundial sobre las mujeres en el turismo” de 2019, así como el recientemente anunciado “Proyecto Primer Plano ” dirigido a impulsar el empoderamiento de las mujeres y abordar las desigualdades de género acentuadas tras la crisis generada por la pandemia en sector turístico.

Por ello, las ministras y los ministros abajo firmantes, declaramos la importancia de continuar impulsando el potencial del turismo para empoderar a las mujeres:

- Visibilizando y reconociendo el rol preeminente de la mujer en el sector turístico, situándola en el centro de las políticas públicas futuras y desarrollando estrategias de igualdad de género en el sector turístico, en consonancia con la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

- Impulsando que dichas políticas públicas generen incentivos para que el conjunto de la sociedad avance hacia objetivos de igualdad de género, prestando una especial atención a la discriminación interseccional para favorecer el empoderamiento de las mujeres más vulnerables.

- Trabajando para continuar mejorando las condiciones laborales de las mujeres, reduciendo la brecha salarial, apoyando las acciones e iniciativas de las mujeres emprendedoras, visibilizando las “tareas no remuneradas”, garantizando la igualdad retributiva entre hombres y mujeres en el sector turístico y rompiendo el “techo de cristal”.

- Preparándonos para el escenario futuro, promoviendo la digitalización como vehículo para la formación, la educación y el emprendimiento de la mujer, así como instrumento para la mejora en la recopilación de datos desagregados y análisis con perspectiva de género del sector.

Y en este marco, nos comprometemos a:

Retomar con más fuerza nuestro esfuerzo por equiparar a hombres y mujeres en el sector turístico, por reconocer en igualdad el trabajo de las mujeres y lograr un sector más inclusivo, más justo y más igualitario, que sea motor de desarrollo y transformación de nuestras sociedades y que fomente el orgullo de todas las mujeres que trabajan en él por formar parte de un proyecto colectivo de bienestar compartido.